La Armada India dice no al HAL LCA Tejas Naval

La Armada India dice no al HAL LCA Tejas Naval

La Armada India dice no al HAL LCA Tejas Naval
La Armada India dice no al HAL LCA Tejas Naval

Sin duda, un programa controvertido, con un desarrollo larguísimo, repasar toda la historia del HAL LCA Tejas Naval excedería con mucho el tamaño de un artículo. Literalmente se podría escribir un libro.

En Ejércitos, símplemente vamos a reseñar -por ahora- que el origen del proyecto está en un requerimiento de la Fuerza Aérea india del año 1983, en el cual se buscaba un aparato ligero con capacidad polivalente, sencillo y sobre todo barato, para sustituir a mediados de los 90, al que por entonces era su vector más numeroso, el MiG-21. De igual manera, con este programa se pretendía apoyar al desarrollo de una industria aeronáutica autónoma y autosuficiente (aunque ya habían dado algún paso con anterioridad, como el HAL HF.24 Marut).

Resumiendo, el programa avanzó con innumerables retrasos, con la búsqueda de diversas compañías de todo el mundo que apoyasen el desarrollo, llegando finalmente a un primer vuelo de un prototipo el 4 de enero de 2001. En dicha fecha parecía que el programa comenzaría a coger una inercia productiva, pero nada más lejos de la realidad. A día de hoy el aparato sigue inmaduro. Hasta diciembre de 2013, el puñado de prototipos apenas habían logrado  2587 salidas que sumaban apenas  1750 horas de vuelo. En 2015 se anunció que se producirían 40 HAL LCA Tejas Mk.1, a pesar de que el diseño presentaba numerosas carencias o fallos, falta de potencia, exceso de peso, protección para el piloto, pero especialmente en equipamiento técnico, como el sistema de guerra electrónica, calificado como inútil por la propia agencia de armamentos india. Poco después se anunció una versión interina denominada Mk.1A, que supuestamente corregirá las deficiencias, y del que se van a adquirir 80 ejemplares… Y también el desarrollo de la variante Mk.2, con mejoras tales como más capacidad de combustible, radar AESA, un motor más potente. Veremos.

La Armada India dice no al HAL LCA Tejas Naval
HAL LCA Tejas

Y llegamos al modelo que nos interesa en este momento. En noviembre de 2001, la Armada decidió incorporarse al programa LCA, desarrollando su propia variante el LCA-N, que tenía por objeto servir a bordo de sus futuros portaaviones. En un principio el compromiso era de 50 aparatos. El primer prototipo (denominado NP-1) se presentó en julio de 2010, pero sorprendentemente, o no, su primer vuelo lo realizó el 27 de abril de 2012, casi dos años después. Como curiosidad diremos que el modelo naval tiene una cabina de mayores dimensiones, ya que tanto la variante monoplaza como la biplaza son idénticas, ambas variantes comparten la cúpula acristalada, y en los monoplazas el espacio del copiloto será usado para incluir más combustible o electrónica, de igual manera a lo que ocurre con los MiG-29K y KUB.

Pues bien, la Armada se comprometió a desarrollar 4 Tejas Navales, el mencionado NP-1, el NP-2  que es un modelo monoplaza, los NP-3 y NP-4 que serán de la variante mejorada LCA-N Mk.2 y ambos monoplazas y, además para adelantar en el programa de desarrollo y pruebas, también se adquirió el NP-5, que era un LCA-N Mk.1 monoplaza.

El programa naval parecía avanzar de manera similar a su hermano terrestre, con éxitos y fracasos, por ejemplo llevó a cabo una excelente campaña de lanzamientos desde la Ski-jump disponible de la Armada india en su base de Goa, empezando en diciembre de 2014. También es destacable un nuevo sistema de despegue automático, que funciona sin la actuación del piloto, permitiendo despegues más seguros, pero mostraba las mismas carencias en equipos electrónicos… Sus primeras pruebas en el mar se esperan para 2017.

Sin embargo, de manera sorpresiva, o no tanto, hace unos días, el Jefe de la Armada india, el Almirante Sunil Lanba anunciaba que el programa LCA-N era un fracaso, y que el aparato no prestará servicio en la Armada. Literalmente expresó que el Tejas no era capaz de cumplir los requerimientos, especialmente por presentar un exceso de peso que lo hace subpotenciado. Ni tan siquiera la supuesta variante Mk.2 que montará el motor F-414 ha logrado convencer a los responsables de la Armada

El objetivo era que en 5 o 6 años el Tejas Naval sirviese a borde de sus dos portaaviones, el R33 INS Vikramaditya (el ex-Baku, un clase Kiev profundamente modernizado) y el futuro R11 INS Vikrant (buque de diseño autóctono, desarrollado con asistencia italiana), y debido a esto, durante esa misma comparecencia, el Almirante anunció que la Armada debe procurar un nuevo aparato de manera urgente, para que entre en servicio en unos cinco o seis años. De igual manera expresaba que en el mundo hay pocos modelos que puedan cumplir dichos requerimientos. Personalmente sólo estimo entre tres y seis, el MiG-29K/KUB como los que actualmente prestan su servicio, el Rafale, que sería una oportunidad por su comunalidad con la variante terreste elegida por la Fuerza Aérea india, y el SuperHornet, modelo que también suena para un programa futuro de la Fuerza Aérea india.

Otros candidatos con menos posibilidades serían el supuesto desarrollo tantas veces anunciado por Saab de una variante naval del Gripen, y dos candidatos que veo menos posibles, el F-35 (en su variante C principalmente, aunque también estaría la B con capacidad V/STOL) y la supuesta variante en desarrollo del Sukhoi T-50 naval, que también implica a la Fuerza Aérea india, que es su programa estrela en la forma del FGFA.

 

Roberto Martín Jiménez

 

 

Acerca de Redacción Ejércitos 1065 Articles

Redacción Revista Digital Ejércitos sobre Armamento, Política de Defensa y Fuerzas Armadas.

1 Comment

2 Trackbacks / Pingbacks

  1. La India solo quiere aparatos monomotor para su programa de caza ligero de fabricación nacional
  2. Portaaviones para la tercera década del siglo XXI

Leave a Reply