Argelia lanza misiles Club-S contra objetivos terrestres desde sus submarinos clase Kilo

Es la segunda ocasión en la que la Armada de Argelia prueba el sistema Club-S (variante de exportación del conocido sistema Kalibr ruso) haciendo fuego real y la primera que lo hace contra objetivos en tierra

La Armada de Argelia prueba el sistema Club-S desde sus submarinos clase Kilo. Fuente - Ministerio de Defensa de Argelia.
  • La Armada de Argelia ha logrado destruir varios objetivos terrestres disparando misiles de crucero 3M-14E (variante de ataque a tierra del sistema Club-S) desde dos submarinos clase Kilo 636 adquiridos a Rusia.
  • Las pruebas se llevaron a cabo ayer, domingo 29 de septiembre, frente a las costas de Orán, en el oeste del país.
  • Es la segunda ocasión en la que la Armada de Argelia prueba el sistema Club-S (variante de exportación del conocido sistema Kalibr ruso) haciendo fuego real y la primera que lo hace contra objetivos en tierra.

La Armada de Argelia ha logrado destruir varios objetivos terrestres disparando misiles de crucero 3M-14E (variante de ataque a tierra del sistema Club-S) desde dos submarinos clase Kilo 636 adquiridos a Rusia. Las pruebas se llevaron a cabo ayer, domingo 29 de septiembre, frente a las costas de Orán, en el oeste del país.

La noticia ha salido a la luz gracias a la publicación de un comunicado de prensa por del Departamento de Defensa Nacional (DND) del país africano. Se trata de la segunda ocasión en que la Armada de Argelia hace maniobras con fuego real utilizando misiles del sistema Club-S y en este caso en lugar de simular atacar objetivos navales, se han centrado en probar la variante de ataque a tierra. Los ejercicios se han llevado a cabo bajo la supervisión del teniente general Ahmed Gaïd Salah, Jefe de Estado Mayor del Ejército Popular Nacional de Argelia (ANP) y viceministro de defensa.

Según el mismo comunicado, los disparos, que se han realizado desde dos submarinos diferentes (la Armada de Argelia cuenta con cuatro submarinos de la clase Kilo (Proyecto 636) recibidos entre 2010 y 2019) y en todos los casos habrían alcanzado su objetivo con éxito, destruyendo el blanco, algo de lo que se felicitaban los militares argelinos, conscientes del valor estratégico de estas armas. Con estos lanzamientos no solo envían un mensaje a Marruecos, país con el que pugnan por la supremacía regional y que está inmerso en un profundo programa de rearme y modernización de sus Fuerzas Armadas, sino que además demuestran la capacidad de sus tripulaciones y sistemas y el nivel de alistamiento alcanzado.

La Armada de Argelia suma en total seis submarinos en servicio, dos de ellos más antiguos, aunque también de la clase Kilo, pero pertenecientes al Proyecto 877EKM y los cuatro citados del Proyecto 636. Se trata de los conocidos y versátiles submarinos de propulsión diésel-eléctrica que utiliza, sin ir más lejos, Rusia (aunque este país utiliza una variante más avanzada denominada Proyecto 636.6). Con un desplazamiento de 2.350 toneladas en superficie y 3.950 en inmersión, son capaces de alcanzar una velocidad máxima de 20 nudos, sumergirse hasta a 300 metros y permanecer en el mar hasta 45 días sin necesidad de abastecerse. Además del sistema Club-S, están armados con seis tubos lanzatorpedos para torpedos pesados de 533mm y también pueden lanzar minas navales.

La clase Kilo original comenzó a entrar en servicio en 1980 siendo su denominación soviética Proyecto 877. Como submarino convencional de ataque se encontraba en la vanguardia de las capacidades. Producido en grandes cantidades para la Flota Soviética, lograría importantes éxitos al ser exportado a la India, Argelia, Irán y China. Eran momentos en que la necesidad de divisas fuertes azuzaba este tipo de contratos.

El sistema de misiles Club-S, por su parte, no necesita presentación. Se trata de una variante de exportación del Kalibr utilizado por Rusia por ejemplo contra objetivos del Dáesh en Siria y que cuenta con misiles de diversos tipos, tanto antibuque como de ataque a tierra, todos ellos de lanzamiento submarino. En el caso que nos ocupa, el misil de crucero 3M-14E cuenta con un alcance de hasta 300 kilómetros, una cabeza de guerra de 200 kilos y la capacidad de realizar vuelo a baja altura (rozaolas) a velocidades de 0,8 mach.

Maqueta de un misil 3M-14E de ataque a tierra similar a los utilizados por la Armada de Argelia y que forma parte de la panoplia de armas que puede utilizar el sistema Club-S.