Soldados estonios prueban el UGV THeMIS en Mali

Milrem y el ejército estonio están probando el THeMIS en diferentes lugares y con diversas configuraciones, habiendo realizado pruebas en entorno real durante las pasadas maniobras "Tormenta de primavera".

Soldados estonios prueban el UGV THeMIS en Mali
  • Infantes estonios pertenecientes al pelotón 32 (ESTPLA-32) han utilizado por primera vez un UGV Milrem THeMIS para patrullar las calles de Gao, Malí.
  • Los infantes del país báltico tienen como misión dar seguridad a las instalaciones francesas en esta ciudad.
  • Milrem y el ejército estonio están probando el THeMIS en diferentes lugares y con diversas configuraciones, habiendo realizado pruebas en entorno real durante las pasadas maniobras «Tormenta de primavera».
  • La Legión española ha tenido la oportunidad, durante este verano, de probar uno de estos UGV cedido por Escribano y Milrem.

Infantes estonios pertenecientes al pelotón 32 (ESTPLA-32) han utilizado por primera vez un UGV Milrem THeMIS para patrullar las calles de Gao, Malí. Se trata de la primera prueba en un entorno real fuera de Estonia, después de que el robot fuese desplegado en las maniobras «Tormenta de primavera».

Esta es la primera vez que este UGV se ha utilizado tácticamente en un entorno de conflicto para apoyar a las tropas, en un experimento en el que la patrulla también pudo comprobar las reacciones de los habitantes de la ciudad maliense al paso del robot.

Según el teniente Madis Pärnpuu, quien tomó parte de esta prueba:

«Actualmente estamos realizando nuestros primeros intentos de involucrar los UGV en las patrullas, identificando y eliminando cuellos de botella técnicos y de procedimiento, y probando varias opciones para usar estos robots como parte de la unidad durante las operaciones».

Los militares estonios han sido desplegados en Mali en mayo de 2019, en apoyo de la Operación francesa Barkhane por un período de cinco meses, en una misión en la que se han encargado de proporcionar seguridad a la base francesa en Gao y sus alrededores.

La Operación Barkhane es una operación de contrainsurgencia liderada por Francia en la región del Sahel. Su objetivo es apoyar la lucha contra los extremistas islámicos en cinco países (Mauritania, Malí, Burkina Faso, Níger, Chad) y el reforzamiento de las capacidades estatales, una tarea de la que también participa España.

Los operadores del sistema THeMIS señalaron que Mali es un lugar ideal para probar estas nuevas tecnologías, pues es un ambiente duro por las condiciones climáticas y la ausencia de infraestructuras, con problemas de seguridad, pero sin ser un escenario de guerra de alta intensidad, lo que permite que las pruebas se lleven a cabo con cierta normalidad logrando obtener valiosa información sobre la fiabilidad, la facilidad de uso y el empleo táctico del vehículo.

Soldados estonios prueban el UGV THeMIS en Mali

 

 

La Legión prueba el THeMIS

En la feria de defensa FEINDEF, pudimos ver, en el stand de la empresa española Escribano, que tiene un acuerdo con Milrem, un ejemplar del THeMIS que posteriormente fue cedida a la Legión Española para realizar pruebas de campo, algo que se llevó a cabo entre junio y julio de este año por parte de la Brigada «Rey Alfonso XIII» II, unas pruebas en las que, entre otras cosas, el pequeño robot fue capaz de arrastrar un URO Vamtac, de superar pendientes de 45% de desnivel y de mover un Vempar.

El THeMIS, de Milrem Robotics es, seguramente, el modelo de su clase más avanzado en producción y ha sido diseñado para cumplir con múltiples funciones que van desde servir de mula de transporte, acompañando a las tropas y portando munición, víveres o equipos, hasta para tareas de búsqueda y desactivación de IEDs, vehículos de exploración o, como en este caso, de combate.

Funciona con un sistema de propulsión híbrido que le permite avanzar por casi cualquier terreno. Su carga de pago de 750 kilogramos y su concepción modular, además, hacen posible cambiar los módulos de misión en poco tiempo y garantizan una capacidad de transporte más que suficiente para unidades tipo pelotón o sección. Puede alcanzar una velocidad máxima de 20 km/h, lo que le permite seguir a las tropas a pie sin dificultad y tiene una autonomía, haciendo uso del sistema híbrido, de entre 8 y 10 horas que se reducen a entre 0,5 y 1,5 horas si recurre en exclusiva a la alimentación por baterías.

En los últimos días, de la mano de FN Herstal, se ha probado en las maniobras «Tormenta de Primavera», en Estonia, con completo éxito, superando las pruebas de tiro a que ha sido sometido.

Respecto a la torre Guardian 2.0, se trata de una estación de armas manejada por control remoto (RWS) con un arma de 12.7 mm, aunque se puede adaptar también el montaje para albergar cañones de 5.56 mm y 7.62 mm, más livianos y compactos. El sistema está estabilizado de 2 ejes y independientemente de las condiciones climáticas o lumínicas para misiones de combate, vigilancia, identificación de objetivos y seguimiento.