Raytheon desarrollará el sustituto del Patriot

El LTAMDS sustituirá a los actuales AN/MPQ-65 en servicio en multitud de fuerzas armadas, como las españolas

Infografía del futuro LTAMDS. Fuente - Raytheon
  • El pasado 17 de octubre, Raytheon anunció que había sido seleccionado por el US Army  para desarrollar el futuro radar LTAMDS (Lower Tier Air and Missile Defense Sensor).
  • El LTAMDS sustituirá a los actuales AN/MPQ-65 en servicio en multitud de fuerzas armadas, como las españolas.
  • El nuevo desarrollo será una pieza central de la nueva Red Integrada de Defensa Aérea y de Misiles del US Army, gracias a sus nuevas capacidades no solo de detección, sino de interconexión con otros sistemas.

El pasado 17 de octubre, Raytheon anunció que había sido seleccionado por el US Army  para desarrollar el futuro radar LTAMDS (Lower Tier Air and Missile Defense Sensor). Raytheon había pugnado por hacerse con este contrato de desarrollo con  los equipos liderados por Lockheed Martin y Northrop Grumman, imponiéndose en un programa clave y con unas perspectivas de negocio notables, pues hasta el momento se han entregado más de 240 sistemas Patriot en sus diferentes versiones a 17 naciones, un éxito que la empresa estadounidense espera replicar en el futuro con su nuevo radar.

La noticia acerca del nuevo contrato fue hecha pública por Bob Kelley, directivo de Raytheon, quien señaló que el futuro LTAMDS será un radar de matriz activa (AESA) con capacidad de exploración en 360​​° y alimentado por nitruro de galio (GaN), sustancia que fortalece la señal del radar y mejora su sensibilidad. En la misma comparecencia dejó caer detalles como que el nuevo sistema contará aproximadamente con el 50% del tamaño del radar Patriot gracias a que la capacidad de cada sensor dobla a la del sistema precedente. Además, también destacó las capacidades del futuro radar ante entornos electromagnéticos disputados, uno de los aspectos clave a la hora de valorar su calidad, pues sin duda deberá operar haciendo frente a los equipos EW enemigos, que tratarán de degradar su señal.

Por otra parte, el ejecutivo de Raytheon se refirió también a las capacidades del LTAMDS para hacer frente a nuevas amenazas, desde misiles hipersónicos a drones, aunque la lucha contra estos últimos, por razones de coste que explicamos en su día al hablar de la guerra de salvas, quedará confiada a otro tipo de sistemas más baratos y eficientes, encargados de defender los radares y baterías del nuevo sistema antiaéreo. Precisamente, en los últimos días en los EE. UU. se ha venido especulando con la posibilidad de instalar lanzadores de drones suicidas destinados a hacer frente a este tipo de ataques.

El LTAMDS será compatible con los interceptores Patriot en servicio en el US Army y distintas naciones aliadas, haciendo posible la utilización de los PAC-3, del interceptor GEM-T y, por supuesto, de cualquier nuevo interceptor que se desarrolle en el futuro.

Se espera que el nuevo radar logre obtener su capacidad operativa inicial en algún momento de 2022, tras los que se iniciará la producción a baja tasa, que comprenderá un total de 16 unidades antes que se decida otorgar a la empresa fabricante un contrato para sustituir 1:1 los más de 80 radares AN/MPQ-65 en servicio con los EE. UU. en la actualidad.

Además de Raytheon, en el desarrollo del nuevo radar tomarán parte las empresas Cummings Aerospace, Mercury Systems, Ierus, Crane Aerospace & Electronics, Kord Technologies y nLogic.