Japón invertirá 4.500 millones de dólares en modernizar 98 de sus F-15J

La modernización incluirá el radar AESA AN/APG-82(V)1 de Raytheon

Mitsubishi F-15J Eagle
  • Japón invertirá 4.500 millones de dólares en modernizar 98 de sus F-15J.
  • La modernización incluirá el radar AESA AN/APG-82(V)1 de Raytheon.
  • En los años 80 llegó a fabricar hasta 223 aparatos, que han venido modernizándose de forma periódica, aunque sin tanta ambición como en esta ocasión.
  • Los «nuevos» F-15JSI actuarán en apoyo de los F-35, pero también conservarán su papel como interceptores gracias a su alcance, potencia y nuevo radar.

El Departamento de los Estados Unidos ha tomado la decisión de aprobar una posible venta militar a Japón en virtud de la cual se modernizarían hasta noventa y ocho de sus 223 cazabombarderos Mitsubishi F-15J a un nuevo estándar que se ha denominado como F-15JSI (por Japan Super Interceptor). El montante de la operación, que todavía está pendiente de recibir la aprobación del Congreso, sería de 4.500 millones de dólares, lo que deja una inversión de 45,91 millones de dólares por aparato, esto es, más de lo que costaron en origen estos aparatos, fabricados por Mitsubishi Heavy Industries bajo licencia.

El renacer de los portaaviones ligeros

El F-15J, a pesar de que Japón ha aumentado recientemente el pedido de F-35, seguirá siendo en el futuro uno de los activos más importantes para la defensa del archipiélago tanto por su alcance, como por la posibilidad de portar un gran número de municiones. En este sentido, aunque seguirá actuando como interceptor, también tendrá un papel como aparato de apoyo de los F-35, en este caso en el papel de bombardero, una vez los cazas furtivos abran brechas en las defensas enemigas, una solución parecida a la que están tomando Israel o los propios Estados Unidos. Además, con la inclusión del radar AESA AN/APG-82(V)1 de Raytheon, estos aparatos multiplicarán su capacidad de detección, lo que a su vez redundará en sus capacidades como avión de superioridad aérea.

Para poder llevar a cabo la modernización, el Gobierno de Japón ha hecho una solicitud de compra por el siguiente material principal:

  • 103 radares AESA APG-82 (v) 1 (incluye 5 repuestos).
  • 116 ordenadores de misión ADCP II (incluye 18 repuestos).
  • 101 sistemas de guerra electrónica ALQ-239 Digital Electronic Warfare System (DEWS) (incluye 3 repuestos).

A lo que se unirá la compra del Sistema de Planificación de Misión Conjunta (JMPS) con software, capacitación y soporte, así como el módulo Selective Availability Anti-spoofing Module (SAASM), simuladores, distintas piezas de repuesto, entrenamiento, capacitación y la documentación técnica, como viene siendo habitual.

Por supuesto, como es tradicional en la DSCA, la venta se ha justificado haciendo referencia a la mejora en la seguridad de Japón, como aliado tradicional que es, y a que la modernización de los F-15 ayudarán tanto a defender los cielos japoneses, como a los militares estadounidenses destinados allí. En este sentido, alegan, el F-15JSI permitirá a Japón responder mejor a las amenazas aéreas y defender su espacio aéreo.

El Izumo podría operar con F-35B a partir del próximo año

Respecto a la industria, el contratista principal será Boeing Aircraft Company por parte estadounidense, mientras que por el lado nipón este papel lo desarrollará Mitsubishi Heavy Industries (MHI) con Boeing como subcontratista. Por el momento no se conocen acuerdos de compensación.

Japón llegó a construir, en los años 80, hasta 223 ejemplares del denominado F-15J, como reemplazo de los F-104 y los F-4J Phantom II, sobre la base del F-15C/D estadounidense, aunque con modificaciones autóctonas, algo en lo que han seguido avanzando con el paso de los años, modernizando en el propio país estos aparatos. Así, recibieron entre otras cosas la capacidad de utilizar el misil AAM-3, una variante local del AIM-9 Sidewinder, mientras que en 2004 recibieron nuevos motores IHI-220E y el radar AN/AGP-63(V)1 de Raytheon, capaz de operar con el misil AAM-4. Finalmente, hace una década, algunos ejemplares recibieron sistemas Link-16 y nuevos visores para el casco. La modernización que se llevará a cabo en los próximos años será, en cualquier caso, la más ambiciosa emprendida hasta la fecha, tanto por la mejora que supondrá.