Marruecos podría triplicar su número de F-16 hasta las 73 unidades

Los EE. UU. van a ceder próximamente un escuadrón de 25 aparatos destinados a tareas de entrenamiento

F-16 de la Real Fuerza Aérea de Marruecos

  • En los próximos años podría elevar el número de F-16 de las 23 unidades actuales a las 73, sumando las distintas variantes, según medios marroquíes, que dan por hecho la llegada de un nuevo escuadrón.
  • A la modernización de los 24 F-16 llegados en 2010 (uno se perdió en Yemen en 2015) al nivel Block 70 hay que sumar la reciente adquisición de 25 aparatos de la misma variante en los últimos meses y ahora, según los medios marroquíes, también una cesión de otros 25 aparatos.
  • Los EE. UU. podrían ceder próximamente un escuadrón de 25 aparatos destinados a tareas de entrenamiento como compensación por las numerosas compras llevadas a cabo por Marruecos en los últimos años y en el marco de los programas de ayuda que mantiene con países como Pakistán, Egipto o, en este caso, nuestro país vecino.

Medios marroquíes como Menara están dando eco en las últimas horas a una información sin confirmar según la cual Marruecos y los EE. UU. han acordado la cesión al primero de un nuevo escuadrón de cazabombarderos Lockheed Martin F-16 Fighting Falcon, en este caso biplazas, que serían destinados a la Escuela de Pilotos de la Real Fuerza Aérea de Marruecos y que, aunque se desconoce la variante exacta, podría tratarse de F-16B. Es posible que todo se deba a algún tipo de confusión relacionada con los pedidos que se han realizado últimamente, por una parte la modernización de los 23 aparatos en servicio al Block 70 y por otra, los 25 aparatos de nueva factura de esta misma variante.

La llegada de estos aparatos se produciría, siempre según las fuentes marroquíes, como compensación o agradecimiento al país africano después de las numerosas compras que ha llevado a cabo en los últimos años y se enmarcaría dentro de los programas de ayuda militar exterior estadounidenses, que benefician a naciones como Pakistán, Egipto, Taiwán o Japón, entre muchos otros.

2.400 misiles contracarro TOW-2A, 6.000 bombas MK y kits de guiado JDAM para Marruecos

Además, dado que la USAF cada día tiene una necesidad menor de formar a pilotos de F-16, resulta hasta cierto punto lógico que una parte de los aparatos que deberían ser retirados del servicio se vayan colocando entre diversos socios. En este sentido, desde la propia Lockheed Martin apuntaron que contaban con unos 60 aparatos listos para equipar a las fuerzas aéreas tanto de Marruecos como de países del Lejano Oriente.

Ahora bien, se desconoce por el momento el estado de los aparatos que serían recibidos por la Real Fuerza Aérea Marroquí. Tampoco hay información sobre el número de horas de vuelo de las células, los equipos electrónicos con los que serán entregados o, en fin, la necesidad de acometer costosos programas de actualización previos a su puesta en funcionamiento.

Más material militar estadounidense para Marruecos

En cualquier caso, la incorporación de estos aparatos supondría un interesante refuerzo para el país alauita ya que permitirá formar a sus pilotos de F-16 con muchas más garantías que hasta el momento, pues ahora pasan de los Alpha Jet a los F-5 o Mirage F-1 sin haber tomado contacto con el F-16 más que en los programas de entrenamiento que los pilotos marroquíes llevan a cabo en los EE. UU. De esta forma, con la llegada de estos aparatos en los próximos años, Marruecos podrá aumentar notablemente el nivel de instrucción.

 

 

Marruecos aumentará su presupuesto de defensa en un 29% el próximo año

Marruecos va a aumentar su gasto en defensa de forma dramática durante el próximo ejercicio, tras acordarse, según diversos medios locales, un incremento que ronda el 30% respecto al presupuesto del presente año. Nuestro vecino del sur, que tiene previsto aumentar el número de uniformados y que debe hacer frente a la factura de las numerosas compras realizadas en los últimos ejercicios, pasará de esta forma de gastar 35.155 millones de dírhams (3.288 millones de euros) en 2019 a destinar a sus Fuerzas Armadas 45.438 millones de dírhams (4.249 millones de euros) el próximo año, lo que supone aproximadamente el 4,5% de su Producto Interior Bruto, un gasto en defensa proporcionalmente mucho mayor que el español que no llega al 1 % de este indicador.

Hay que recordar que en los últimos meses, Marruecos ha solicitado a los EE. UU., entre otros, 2.400 misiles contracarro TOW-2A, 6.000 bombas MK y kits de guiado JDAM, carros de combate M1A2 Abrams modernizados, camiones ligeros y cazabombarderos F-16 adicionales.

Marruecos interesado en adquirir sistemas Patriot y aviones de reconocimiento Gulfstream G550

Todo ello sin incluir las compras a otros países como Ucrania o China, ni tampoco la intención de hacerse con helicópteros de combate AH-64 Apache, aviones de reconocimiento o sistemas antiaéreos Patriot, todo como parte de un plan destinado a lograr la preeminencia regional frente a una Argelia que está inmersa en su propio proceso de desarrollo de una industria militar autóctona.

Además, este incremento radical del gasto tiene una segunda lectura frente a España, y es que Marruecos, que hasta ahora debía optar por una estrategia asimétrica frente a España, cada vez más será capaz de contrapesar a nuestras Fuerzas Armadas de forma simétrica, pues las cifras de gasto son cada vez más parejas y el número y calidad de sus sistemas, también, en un momento en el que España tiene graves problemas para acometer el necesario proceso de modernización y sustitución de sistemas.